InicioFútbol FemeninoAsí se gestó un mítico Convenio Colectivo, otra conquista en la historia de AFE

Así se gestó un mítico Convenio Colectivo, otra conquista en la historia de AFE

Así se gestó un mítico Convenio Colectivo, otra conquista en la historia de AFE

La Asociación de Futbolistas Españoles ha sido actor fundamental de un hecho histórico para el deporte español, también a nivel internacional. El trabajo de AFE ha sido determinante para que las futbolistas tengan un Convenio Colectivo como profesionales de fútbol que son, con los mismos derechos y obligaciones que los hombres. El 18 de febrero de 2020 quedará marcado para siempre en la historia del deporte, día en el que quedó rubricado en la sede de nuestra asociación el primer Convenio Colectivo para las futbolistas profesionales de nuestro país.

Un día después, el Congreso de los Diputados acogió un multitudinario acto de formalización y presentación del convenio. Una iniciativa de AFE que fue apoyada por todos los integrantes de la Mesa, con representantes de todas las fuerzas políticas. Y, por supuesto, con la asistencia de más de una veintena de futbolistas, que de la mano de nuestra asociación representaron a todo el colectivo.

En el último momento

El 20 de diciembre de 2019, en el último momento, se selló un preacuerdo con la Asociación de Clubes de Fútbol Femenino (ACFF) tras más de un año de negociaciones. El documento definitivo fue redactado posteriormente, hasta que este pasado 18 de febrero se firmó.

Un hecho que se retrasó varias semanas, lo que provocó que un grupo de futbolistas, en representación del colectivo y de la mano de AFE, manifestara su malestar. Ainhoa Tirapu (futbolista del Athletic Club) y Priscila Borja (futbolista del Betis). “Nos sentimos ninguneadas, esto no se puede alargar; día que pasa, día que perdemos derechos laborales, parece que no nos toman en serio”, dijo la rojiblanca; “Queremos explicaciones a lo que está pasando; no fijamos una fecha límite, pero hay que tomar cartas en el asunto”, subrayó la verdiblanca. Un serio aviso que surtió efecto, pues días después, el proceso se cerraba de manera definitiva.

Se ponía fin de esta manera a un proceso intenso, en el que el papel de las futbolistas fue determinante, con una jornada de huelga que acabó siendo decisiva para que se alcanzara un acuerdo entre las partes. Su determinación en la defensa de sus intereses fue decisiva. La lucha por la igualdad, la bandera que siempre ondeó AFE, clave para que el colectivo de jugadoras acabara ganando la batalla.

Un serio aviso

Las futbolistas de 13 clubes, a través de AFE, emitieron un comunicado el 4 de mayo de 2019 en el que dejaban claro que, llegado el caso, tomarían las medidas que consideraran adecuadas cuando la temporada 2019/2020 se pusiera en marcha. Fue un importante toque de atención, mostrando las jugadoras que no iban a ceder, que su lucha seguiría vigente hasta el final.

Ya iniciada la presente temporada, nuestra asociación organizó un nuevo encuentro de capitanas y futbolistas de Primera División, una reunión en la que quedó claro que las negociaciones no se podían alargar más en el tiempo, que había llegado el momento de la verdad para sellar el anhelado Convenio Colectivo.

Dos movimientos determinantes

El 22 de octubre de 2019 se produjo un hecho determinante en una reunión informativa convocada por AFE a la que asistieron casi 200 futbolistas. Fueron ellas las que tomaron la palabra y decidieron convocar una huelga indefinida de partidos, cansadas de no tener la consideración que se merecen. Una decisión que de manera definitiva empezó a remover las conciencias de la sociedad, de todos los agentes sociales.

La jornada del 16/17 de noviembre no se celebró, todo un acontecimiento que tuvo una enorme repercusión en España y en el extranjero. Una acción mayoritaria por parte del colectivo que cambió por completo el panorama, pues un mes de después se sellaba un preacuerdo con la Asociación de Clubes de Fútbol Femenino.

AFE defendió hasta el final las demandas de las futbolistas, por encima de todo, que se les reconociera en el convenio un mínimo del 75 por ciento de la parcialidad laboral y un sueldo anual de 16.000 euros. Un convenio que afectara a TODAS y en todos los conceptos. La unión mostrada por el colectivo desde el primer momento también fue clave para que se rubricara el documento.

Nuestra asociación hizo otro movimiento fundamental. En contacto con el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social desde hacía tiempo, consiguió que se produjera una reunión primordial, a la que también se adhirió el Consejo Superior de Deportes (CSD), que supuso el inicio de la cuenta atrás definitiva para que las futbolistas consiguieran ver hecho realidad ese Convenio Colectivo que necesitaban y exigían.

Un largo camino

Fue AFE, en junio de 2016, el sindicato que puso la primera piedra para que el fútbol femenino sea reconocido como debe. La Asamblea General, celebrada en Valencia, aprobó por unanimidad un cambio estatutario para que las mujeres pudieran afiliarse al gran sindicato del fútbol español. Un paso necesario, el primero de muchos, para que tres años y medio después el colectivo esté protegido gracias a un convenio por el que nuestra asociación ha luchado y trabajado más que nadie.

Como parte de esa nueva etapa iniciada en nuestra asociación, Fe Robles ingresaba en la junta directiva de AFE, con el fin de trabajar para mejorar la vida de las futbolistas, para luchar y velar por sus derechos. Un año después se producía otro hecho histórico, cuando las mujeres ya pudieron ejercer su derecho a voto en la asamblea de 2017.

Plan estratégico

AFE impulsó un ambicioso proyecto, el llamado ‘Plan estratégico para la promoción del fútbol femenino’, con el objetivo de que la igualdad se implantara por completo, que no hubiera distinción alguna en cuanto a derechos entre hombres y mujeres en el ámbito del fútbol y la empresa futbolística.

En dicho plan ya se contemplaba la creación de un comité específico dentro de la estructura de AFE, que tiempo después se convirtió en una realidad. También surgieron iniciativas encaminadas a inyectar dinero con el fin de dotar de más medios al fútbol femenino.

Años antes, en septiembre de 2011, nuestras escuelas habían abierto las puertas a las mujeres. Poco a poco, con el paso del tiempo han sido más y más las jóvenes que han ido ingresando; la primera temporada se apuntaron 22 futbolistas y ahora, entre los centros de Madrid, Córdoba y Murcia, van camino de ser 100 las que sueñan a diario con un balón en los pies.

Un comité necesario

AFE comenzó en 2016, como sucede con los equipos masculinos desde hace años, sus visitas a los vestuarios femeninos, siendo el del Zaragoza Club de Fútbol Femenino, ahora en Segunda División, entonces en Primera, el primero que recibió a una delegación de nuestra asociación.

La cercanía de AFE con las futbolistas fue absoluta desde el primer momento, y en febrero de 2017 se produjo la primera reunión de capitanas en nuestra sede, su casa… Un encuentro en el que se empezaron a poner sobre la mesa las inquietudes y problemas que sufrían las futbolistas, una primera reunión para sentar las bases de la estrategia a seguir para cambiar sus condiciones laborales.

El 27 de abril de 2018, nuestra asociación dio un paso más en esta larga batalla que ha dado como resultado un Convenio Colectivo para las futbolistas de Primera División, cuando quedó constituido el Comité de Fútbol Femenino de AFE. Un órgano que quedó formado por las futbolistas que el colectivo eligió mediante votación. Presidido por Fe Robles, ha marcado desde entonces una hoja de ruta, diseñado estrategias e impulsado todo tipo de acciones con el fin de potenciar en todos los aspectos el fútbol femenino.

Justo premio

La importante labor del Comité de Fútbol Femenino de AFE fue reconocida por la Federación de Mujeres Progresistas (FMP) al recibir el premio a ‘Mejores Efectos Especiales por la Igualdad’ en el transcurso de la gala de los ‘XXI Premios Mujeres Progresistas’. “Es claro merecedor de este galardón por su papel en la gestación de un próximo Convenio Colectivo de Primera División Femenina que exigen las futbolistas y que tan necesario y urgente es”, enfatizó la FMP.

El 8 de noviembre de 2018 tuvo lugar un hecho fundamental cuando quedó constituida la mesa negociadora del primer Convenio Colectivo para las futbolistas que prestan sus servicios en los clubes de Primera División Femenina, con AFE como sindicato mayoritario (al tener la mayoría absoluta de la representación sindical) y desde el primer momento jugando un papel básico para conseguir un convenio para las jugadoras.

La Ley de Igualdad y el Estatuto de los Trabajadores han sido los dos pilares sobre los que se han asentado las propuestas de AFE, con el fin de que nuestras compañeras puedan desempeñar la profesión de futbolista en las mejores condiciones.

Argumentario

Las cuestiones sustanciales que AFE ha puesto sobre la mesa en todas las reuniones que se han celebrado han tenido que ver con salario, incapacidad, derechos de imagen, protocolo de acoso laboral, reconocimientos médicos específicos, jornadas, horarios, vacaciones, conciliación, maternidad, derecho al estudio y formación, entre otros. Ahora todos esos derechos están garantizados en un documento para la historia.

AFE, además, presentó dos protocolos fundamentales para las futbolistas, el de prevención y actuación contra el acoso en el fútbol femenino y el de embarazo y maternidad. Ambos protocolos forman parte del Convenio Colectivo.

Las negociaciones no han sido sencillas, con momentos en los que alcanzar un acuerdo parecía misión casi imposible. Los contactos de AFE con las futbolistas han sido constantes, informando puntualmente del estado de las negociaciones, escuchando la opinión de las protagonistas, buscando en todo momento salidas que evitar que el bloqueo se alargara en el tiempo.

Partidos políticos

Nuestra asociación mantuvo durante este tiempo encuentros con diferentes actores sociales y políticos, organismos e instituciones, con el fin de hacer ver a la sociedad la importancia de este convenio. El Comité de Fútbol Femenino de AFE, por ejemplo, se reunió con los portavoces de PSOE, PP, Unidos Podemos y Ciudadanos, trasladando a sus interlocutores todas las propuestas e iniciativas de nuestra asociación para defender los derechos e intereses de las futbolistas.

En la recta final del proceso, representantes de las cuatro fuerzas políticas del país visitaron la sede de AFE para conocer en qué punto se encontraban las negociaciones, mostrando todas ellas su firme respaldo a las futbolistas, también al trabajo de nuestra asociación. La hora de la verdad ya se vislumbraba en el horizonte…

Y ese momento por fin llegó, las futbolistas ya tienen garantizados unos derechos igual que sus compañeros de profesión. La lucha y el trabajo realizado por nuestro sindicato ha alumbrado un Convenio Colectivo para la historia del deporte mundial. Un hecho excepcional para nuestro país, un ejemplo a seguir en el resto del mundo. Una conquista más en la historia de AFE…