InicioFútbol FemeninoAFE exige el plan de prevención de riesgos laborales a los clubes de la Liga Iberdrola

AFE exige el plan de prevención de riesgos laborales a los clubes de la Liga Iberdrola

Comunicado Oficial AFE

AFE exige el plan de prevención de riesgos laborales a los clubes de la Liga Iberdrola

La Asociación de Futbolistas Españoles ha remitido un escrito a los clubes de la Liga Iberdrola femenina para pedirles, de acuerdo a lo establecido en el artículo 13 del Convenio Colectivo para el fútbol profesional femenino, su plan de prevención de riesgos laborales.

Queremos recordar que el artículo 13, ‘Prevención de Riesgos Laborales’, establece lo siguiente: ‘Los clubes estarán obligados a establecer mecanismos de prevención de riesgos laborales acordes a la especialidad de la prestación de servicios de sus futbolistas. Para ello, presentarán un plan de prevención en los tres primeros meses desde la entrada en vigor del presente convenio, donde se prestará especial atención a las situaciones de previsión de lesiones y todo lo relacionado a la protección de la maternidad de las futbolistas’.

Ahora, más que nunca, es básico este plan, siendo la salud un derecho fundamental y al sufrir la sociedad un grave problema de salud pública.

AFE basa su petición en lo establecido por el Ministerio de Sanidad y por el Consejo Superior de Deportes.

El Ministerio de Sanidad lo tiene establecido en el documento a los efectos ‘Prevención de riesgos laborales vs. COVID-19’, elaborado por el Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo (INSST) presentado por el Ministerio de Trabajo y Economía Social el 30 de junio de 2020. Su artículo 6.30 establece como de obligado cumplimiento el documento elaborado por el Consejo Superior de Deportes ‘Protocolo básico de actuación para la vuelta a los entrenamientos y el reinicio de las competiciones federadas y profesionales’.

Además, los clubes deberán atender a las indicaciones también recogidas por la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) en el documento realizado por el grupo de trabajo sobre la Covid-19 ‘Recomendaciones para evitar los riesgos sobre la salud en la vuelta a la competición en el fútbol’, presentado el 29 de marzo de 2020.

La aplicación de dicho protocolo, además de una obligación legal, es necesaria para preservar la salud de todas las futbolistas, además de ser una cuestión de salud pública.