• +34 91 3143030
Logo

Noticias

Isaac Cuenca: “Me siento como un condenado sin juicio”

El cierre del mercado de fichajes de verano fue angustioso para muchos clubes, con especial incidencia en la vida del Club de Futbol Reus Deportiu. El club de Segunda División no pudo inscribir a cuatro futbolistas debido a algunas normas del Control Económico de LaLiga con las que AFE no está de acuerdo.

AFE se puso de inmediato a trabajar para velar por los derechos de los cuatro damnificados, Isaac Cuenca, Karim Yoda, Vitor Silva y Tito Ortiz, también en contacto constante con el club catalán para intentar encontrar una solución. 

Este pasado jueves, visitaron al Reus y sus futbolistas, en representación de nuestra asociación, David Aganzo (presidente), Diego Rivas (secretario general), Jesús Barbadilla 'Jesule' (director deportivo) y Santiago Liste (miembro de la asesoría jurídica). Una visita en la que AFE volvió a trasladar a los futbolistas su permanente apoyo al colectivo, en especial a los afectados.

Isaac Cuenca atendió a los medios oficiales de AFE, subrayando su sorpresa y tristeza por vivir una situación que considera inexplicable.

Insiste una y otra vez el futbolista en que “estoy viviendo una situación surrealista. Ningún futbolista espera que le pueda pasar algo así. Es muy difícil de asumir que no puedes jugar en el club que quieres y cuando dicho club te quiere. No veo lógico que LaLiga me prohíba jugar por mi caché”.

Isaac explica su estado de ánimo diciendo que “a veces me siento algo más optimista, pensando que se va a resolver la situación, pero la realidad es que es complicado estar así. Ya me he perdido varios partidos estando bien y por eso es difícil asumir este trance”.

Tiene claro que “esto no le hubiera pasado a un trabajador de otro ámbito. Que te digan que no juegas porque que no se creen lo que vas a cobrar no es habitual, no creo que le pase a mucha gente. Es algo raro y no me siento bien”.

“No te permiten desarrollarte profesionalmente, te tratan como a un trabajador de segunda categoría”, enfatiza Cuenca, añadiendo que “todo es muy doloroso y espero que llegue pronto una solución”.

Recalca que “AFE está luchando y me está ayudando, así que espero que todo acabe bien. Siento un apoyo muy cercano desde el principio. Su labor es necesaria y hay que valorarla porque nunca sabes cuándo puedes vivir una situación como esta. Y cuando te toca, piensas que menos mal que AFE está cerca, además de tus compañeros, y por ello crees que todo acabará de manera positiva”.

“Es como una pesadilla, algo surrealista, a veces no me lo acabo de creer”, insiste el futbolista, que quiere destacar el excelente comportamiento del Reus, “el club de mi tierra, que se ha portado muy bien y con mucho cariño en todo momento”. 

“¿Pero cómo es posible esto?, me digo a mí mismo cuando me viene el asunto a la cabeza”, significando que se siente “igual que un condenado sin juicio, es como tachar a alguien de ladrón cuando nunca ha robado. No tiene sentido, no tiene sentido...”.

Su abogado trabaja con determinación, igual que AFE, en la defensa de los intereses de Isaac. Éste recalca, para terminar, que su asesor “no está de brazos cruzados, pues esto no puede quedar así. Tiene que ver si esto es legal o no”.

Patrocinadores